BALEADO Y CONDENADO A 35 AÑOS DE PRISIÓN POR ERROR.

Esta es la historia del ahora generaleño Don Carlos Aguilar, misma que dimos a conocer en el año 2015, y queremos volver a compartirla. #PZNoticias

Este gran luchador, en 1985 cuando tan solo tenía 17 años de edad, iba caminando para una actividad donde unos amigos, pero fue intervenido por dos sujetos, quienes golpearon y asaltaron a Carlos; un guarda de seguridad que estaba cerca vio la situación y decidió ayudarlo, pero los delincuentes hirieron al guarda en varias ocasiones, en la agonía de este, con el arma de reglamento disparó en varias ocasiones, por desgracia impactó en una ocasión en la espalda a Carlos, tocando la columna vertebral, provocándole esto la discapacidad.

Pero la historia no termina ahí, cuando la Fuerza Pública llegó a atender la escena, estaba Carlos en la calle inconsciente, al lado del guarda fallecido. Hicieron las investigaciones correspondientes en 1985 y un Tribunal Penal declaró a Carlos el único responsable por el homicidio del guarda con una condena de 35 años de prisión.

“…yo al saber que era inocente, eso me ayudó mucho a salir adelante ante esas dos situaciones, la primera estar en silla de ruedas y la segunda estar preso por algo que yo no hice…” comentó Carlos

Para fortuna a Carlos, después de 2 años de estar en la prisión, se le realizó un proceso, donde quedó en libertad.

¿Cuándo sale de la prisión que hace?

“Lo primero que hago, es aprender a sobrellevar la discapacidad que mantengo y vivir con ello, no darme por vencido porque esto no es ninguna enfermedad, es una forma diferente de vida a la que tenia nada más. Y bueno me dediqué a luchar desde 1987 por los derechos de las personas con discapacidad, gracias a esto logré ir a Japón a capacitaciones y aún el día de hoy seguimos trabajando por los derechos”

Carlos Aguilar ahora se gana su dinero honradamente, vendiendo lotería en Pérez Zeledón.